Espaguetis de calabacín con crema de albahaca y cherrys 3


Esta no es la primera receta de zoodles o espaguetis de calabacín que traigo por el blog ni será la última. Ya he declarado mi amor por esta manera de comer los vegetales varias veces, pero es que cada vez que pruebo una nueva receta me enamoran un poquito más. Y ahora que ya ha llegado el calorcito ¡no me digas que no tienta más un buen plato de pasta crudivegana que uno de pasta tradicional! Uno nos dejará saciados, ligeros, llenos de energía, con una digestión fácil y rápida (si no hacemos mezclas demasiado extrañas). El otro nos dejará pesados, somnolientos, con una larga digestión por delante, más acalorados de lo que ya estábamos y quizá hasta con acidez. ¿Alguna duda de cuál elegir?
Zoodles-con-salsa-cremosa-de-albahaca

Si por algún motivo aún no te has animado con la pasta crudivegana, la receta de hoy es la ideal para que te lances a probarla. Sencilla, colorida, nutritiva y deliciosa. No necesitas ingredientes extraños (solo la levadura nutricional y la puedes omitir sin problema), se hace en quince minutos y ¿a quién no le gusta la combinación de tomate con albahaca? ¿y el aguacate? ¿a quién no le gusta el aguacate? ¡Ohhh se me hace la boca agua de nuevo solo de pensar en esos tres ingredientes juntos! Espero que a ti también y que te animes a probar esta receta porque no te arrepentirás, ¡créeme! Y, si no, ven a reclamarme. Aprovecho para recomendarte que, si aún no lo has hecho, plantes unas aromáticas en tu balcón o ventana. No necesitas mucho espacio y te alegran la cocina y la vida. Además, según dónde vivas, conseguir ciertas hierbas frescas (como la albahaca, el romero, etc.) puede que no sea siempre fácil. Pero teniendo tus plantitas, sabrás que las tienes a mano siempre que las necesites y, además, es muy satisfactorio cultivar tu propia comida. No todos podemos tener una huerta para plantar la mayor parte de lo que comemos, pero todos tenemos un rinconcito en el que colocar unas plantitas de menta, albahaca, cilantro o perejil. Y si tenemos un balconcito, ahí ya podemos hacer auténticas virguerías con un poco de maña y de ganas y cultivar lechugas, tomates o pimientos, por ejemplo. Ya os enseñaré fotos de la huertita que me he montado yo este año, a ver si va para adelante.

Volviendo a la receta, el otro día compré unos tomates cherry preciosos y sabrosísimos de diferentes colores y tamaños y, aunque me los podía haber comido así tal cual de lo ricos que estaban, me pareció que sería una pena no aprovechar tanto colorido para hacer alguna receta. Por supuesto, a falta de cherrys podéis usar cualquier variedad de tomates que os apetezca y cortarlos en trozos más pequeños. Una vez decidido que iban a coronar un plato de zoodles, no tuve que pensar demasiado para decidir que iba tunear una salsa cremosa de espinacas que hago habitualmente para resaltar aún más el sabor de los tomates. Así que aquí te dejo la receta y espero que me cuentes si te ha gustado tanto como a mí :)

ESPAGUETIS DE CALABACÍN CON CREMA DE ALBAHACA Y CHERRYSZucchini noodles

INGREDIENTES:

Para 2 personas

  • 4 calabacines (zucchini)

Para la salsa

  • 1 aguacate pequeño
  • 1 cebolleta pequeña (o 1/2 más grande)
  • 1 T espinacas
  • 10 hojas de albahaca
  • 1/2 diente de ajo (o 1/2 c ajo en polvo)
  • 1/2 C levadura nutricional (opcinal)
  • 1/2 T de agua
  • Sal y pimienta negra a gusto

Para servir

  • 1 T cherrys
  • 10 hojas de albahaca
  • 1/2 C aceite de oliva virgen extra
  • Sal

PREPARACIÓN:

  1. Comenzamos haciendo la pasta crudivegana con un espiralizador o con un pelador, sacando finas tiras de calabacín. Pelarlos o no es completamente opcional, yo suelo dejarles la piel, especialmente si son ecológicos.
  2. Ponemos los espaguetis en un escurridor con un poco de sal gorda y dejamos que suden mientras preparamos la salsa.
  3. Para hacer la salsa batimos todos los ingredientes de la misma más los trocitos de calabacín que nos hayan sobrado después de hacer los espaguetis. Ajustamos de agua y especias si es necesario.
  4. Lavamos y cortamos a la mitad o en cuartos los tomates cherry. En un bol los mezclamos con las hojas de albahaca que picaremos groseramente con los dedos, un toque de sal y un chorrito de AOVE.
  5. Antes de montar el plato, pasamos un agua a los espaguetis de calabacín para eliminar el exceso de sal y escurrimos.
  6. Mezclamos la pasta crudivegana con la salsa de albahaca y servimos con los cherrys por encima y, si lo deseamos, un poco más de pimienta negra. ¡Bon appétit!

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

3 Comentarios en “Espaguetis de calabacín con crema de albahaca y cherrys